martes 23 de octubre de 2018 - Edición Nº2340
Infonoroeste » Producción y agro » 6 ago 2018

PYMES

Con siete meses consecutivos de caída, las ventas minoristas bajaron un 5,8 por ciento

En los primeros siete meses del año la caída alcanza el 3,2% contra el mismo período del 2017.


Por:
Redacción

 

 

El mercado interno continúa mostrando las consecuencias de la crisis que atraviesa la economía argentina, que tras la gran devaluación y suba de tasas de interés, entró en una clara recesión que se evidencia en la mayoría de los indicadores económicos.

De acuerdo a datos de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), las ventas minoristas de las empresas pymes cayeron un 5,8% interanual en julio y un 3,2% en los primeros siete meses del año comparado al mismo período del año anterior.

"El mercado de consumo acusó la caída en el poder adquisitivo, y si bien hubo muchas ofertas y liquidaciones, no alcanzó para contener la baja. El dólar, más quieto, fue un dato positivo, porque evitó que la gente destine su liquidez a comprar divisas, pero las tarjetas cargadas y las pocas oportunidades de cuotas sin interés retuvieron al consumidor", aseguraron desde CAME.

Todos los rubros relevados marcaron retracciones importantes, pero las más significativas se registraron en los sectores de marroquinería (-8,6%), muebles (-8,4%) y electrodomésticos y electrónicos (-8,1%). Este último, pese a verse beneficiado por la fuerte venta de televisores producto del mundial, según explicó José Lilino, presidente de la Federación Argentina del Comercio de Artefactos para el Hogar y Afines (FACA), "el 80 % de las ventas se las llevaron las grandes cadenas, porque importaron artefactos de marcas muy baratas y salieron al mercado con precios muy competitivos, perjudicando al comercio mediano y pequeño".

Geográficamente, las caídas más fuertes se observaron en Salta, Jujuy, Chaco, Tierra del Fuego, Catamarca, La Rioja, Santiago del Estero y Ciudad de Buenos Aires, con bajas mayores a 10 % en el promedio de los rubros relevados. Las ciudades de frontera se vieron menos perjudicadas porque el tipo de cambio más alto desactivó las compras a los países vecinos.

A pesar de los $21.000 millones que se gastaron durante las vacaciones de invierno, período que históricamente suele impulsar las ventas de julio, la comparación mensual en relación a junio arroja una baja del 0,8%. Desde la Cámara de Comercio e Industria de Santiago del Estero atribuyen al incremento de las ventas ilegales como uno de los principales motivos de la caída. "La caída en las ventas minoristas está muy relacionada con los problemas de la venta ilegal e informal que hay en la provincia, esto se nota mucho en los rubros textil y calzado", explicó su presidente Miguel Ángel Siufi.

De esta manera, sólo el 23,2% de los comercios consultados manifestó tener alzas anuales en sus ventas, contra un 69,1% que reportó ventas negativas. Aun así, el 37,5% de los empresarios consultados por CAME cree que sus ventas repuntarán en los próximos meses, mientras que el 37,3% no espera cambios y el 25,2% sostiene que continuarán cayendo.

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias