sábado 27 de febrero de 2021 - Edición Nº3198
Infonoroeste » Producción y agro » 22 feb 2021

Según la UIA

La actividad de la industria cerró el 2020 con una caída de 6,3 por ciento

Sin embargo, desde noviembre muestra señales de repuntes. Sólo unos pocos sectores, como el químico, “salvaron la ropa” el año pasado



Según informó la Unión Industrial Argentina (UIA), el nivel de actividad industrial registró en diciembre un crecimiento de 4,8 por ciento respecto a igual mes de 2019, con lo que mantuvo la tendencia positiva de noviembre y finalizó 1,1 puntos por encima de los niveles prepandemia registrado en febrero de 2020.

A pesar de esta mejora, el año acumuló una caída de 6,3 por ciento, similar a la registrada en 2019.

De esta forma, el nivel de actividad fabril marcó la tercera caída anual consecutiva, lo que determinó que el acumulado de 2018, 2019 y 2020 reflejara un retroceso en el nivel de producción de 14,8 por ciento.

Con respecto a 2015 la cifra llega a -18,5 por ciento, quedando muy por debajo del máximo registrado en 2011, con una merma en la producción respecto a ese año de -22,8 por ciento.

“El desempeño del año se caracterizó, por un lado, por la fuerte contracción durante el primer semestre (-13,6 por ciento interanual) producto de las estrictas medidas de aislamiento para hacer frente a la dimensión sanitaria de la pandemia”, señaló la UIA en un comunicado al dar a conocer un informe elaborado por el Centro de Estudios de la entidad.

Por otro lado, durante el segundo semestre del año se observó una estabilización (+0,5 por ciento i.a.), que se enmarcó en un contexto de recomposición de stocks y de recuperación focalizada en algunos sectores con mejores perspectivas a partir de cambios en patrones de consumo (de servicios a bienes durables), planes de financiamiento a la demanda y la elevada brecha cambiaria, que indujo una aceleración en los procesos de compra de insumos y acumulación de stocks.

En tanto, la demanda continúa aún en niveles muy reducidos (consumo privado acumulado 3 trimestres 2020: -14,6 por ciento i.a.). De este modo, aún con esta mejora el año cierra con la mayoría de los sectores a la baja.

El informe de la UIA destacó que tan solo unas pocas ramas lograron marcar incrementos interanuales a lo largo de 2020, entre las que se destacaron Sustancias y productos químicos (+6,1 por ciento), cuya suba se asocia a nuevos patrones de consumo vinculados a productos de limpieza, así como la mayor demanda de productos agroquímicos. Por su parte, las ventas del mercado farmacéutico registraron un incremento del +1,4 por ciento.

Por último, los explica por la fuerte recomposición de stocks luego del freno de las plantas durante abril.

 

ESTABILIZACIÓN

No obstante, durante los últimos meses de 2020 se observó una estabilización de la producción en niveles similares a los registrados previos a la pandemia.

En diciembre el sector de Alimentos y bebidas (-0,2 por ciento) cerró levemente a la baja, aunque con comportamientos dispares: mientras se vio impulsado por el incremento de vinos, chocolates, lácteos para exportación, arroz, bebidas espirituosas y carnes, otros productos masivos como las infusiones (té, café y yerba mate), gaseosas y panificados se vieron afectados por la caída de la demanda así como por restricciones por los precios máximos. Sin embargo, el sector hubiera registrado una suba del +1,5 por ciento en el acumulado del año.

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias